preloder

Sobre el proyecto:

18 de octubre 2019.

El ritmo que nos impone la vida, marca como no podría ser nuestra manera de vivirla… Y si a su ritmo le añadimos pasión, la vida se convierte en una Pasión Trepidante y este es el título que hemos elegido para contar la historia de Coral y de Javi. Una pequeña secuencia de lo sucedido en un día tan importante para ellos y para sus invitados.

Su boda ya presagiaba momentos muy dulces pero también un ritmo trepidante, una prueba de fuego para nuestros equipos, tanto técnicos como humanos, ya lo dice y bien dicho el refranero español, oveja que bala, bocado que pierde… nada podía escaparse a nuestro alrededor. Desde los preliminares hasta la sesión de la fiesta, una avalancha de detalles pasaron por encima de invitados y familiares, a ellos además le cayeron muchos kg de arroz y otras delicatesen propias de un buen restaurante italiano. Pero eso no fue óbice para que ambos siguieran con gran humor acompañando cada instante con una sonrisa, un abrazo o dos pares de besos. Y los mimos surgieron entre foto y foto y se convirtieron en unos momentos de ternura maravillosa que nos regalaron unas extraordinarias imágenes que ya forman parte del recuerdo de vuestra maravillosa y trepidante historia de amor.

Coral no pierdas nunca esa sonrisa, Javi tienes un corazón que no te cabe en el pecho.

Pareja, mil y una vez muchas gracias por invitarnos a disfrutar de una historia tan bonita como apasionante.

El equipo de Ana Porras, está muy orgulloso de poder contar que estuvo en vuestra boda.

ENHORABUENA… ser muy felices.

Abrir chat